Saltar al contenido

En que copa se sirve el vino blanco

Servicio de vino blanco en copas de cristal

Seguro más de una vez te has preguntado en qué copa se sirve el vino blanco para disfrutar bien de él y estrujar todo lo que se pueda sus virtudes. Puede ser que te líes y te equivoques, es normal, con tantas opciones, cualquiera puede meter la pata.

No te preocupes, aquí vas a ver que en definitiva son tres copas las que más se usan para servir el vino blanco.

Después de ver esta guía nunca más tendrás dudas.

¿Qué copa se usa para cada variedad de vino blanco?

Estas, a menudo, son más pequeñas que la que se usan con el tinto, se debe a que el vino blanco se sirve frío y no necesita oxigenar. Ya conoces el motivo por el que estas copas para tomar el vino blanco tienen un cáliz más pequeño, pero su tallo, en muchos casos, es más largo que en el resto, así alejas la mano todo lo posible del cáliz y evitas que se caliente la bebida.

Otro matiz sobre estas copas es que la abertura de la boca suele ser recta, el motivo es para potenciar los sabores de esta variedad de vino, al entrar en contacto con la lengua. Ahora ya conoces más cualidades sobre su forma y su tamaño, a continuación podrás ver las más comunes por su nombre.

  • Chardonnay, esta es una réplica casi exacta del modelo Burdeos, pero de menor tamaño. Ideal para el vino blanco con más crianza.
  • Tulipán, es una copa con un cáliz que ofrece un amplio espacio en la zona más baja y se estrecha en la parte alta. Buena compañera de cualquier vino blanco, espumoso y champagne.
  • Flauta, el diseño de esta copa es más simétrica, lineal y recta en forma de tubo. Va muy bien con el vino blanco joven, además es la mejor cuando brindas con champagne, por tanto, es la más usada en todas las celebraciones.

Si no las conoces y no sabes cómo son puedes visitar esta sección donde hablamos más en profundidad sobre los tipos de copas para vino blanco, también verás imágenes para que las identifiques más fácilmente.

La forma y el tamaño de las copas de vino blanco son la clave para mejorar tu vino

La forma de estas copas de vino blanco son ideales para los más frescos y afrutados como los Rieslinge jóvenes, Silvaner, Pinot y gris. También moscateles y los Sauvignon Blanc, estos vinos despliegan todas sus virtudes aromáticas y gustativas en una copa con la forma correcta.

Para conocer mejor las copas de cristal donde se sirve un vino blanco, es obligatorio saber los tipos de vino que puedes comprar y así entenderás mejor las características que no deben faltarle a tu copa.

  • Seco, la copa Chardonnay es la compañera perfecta para el vino blanco seco.
  • Semiseco, la forma de la copa tulipán o tulipa ira de perlas con los vinos de este tipo.
  • Espumoso, el diseño ideal para las bebidas con burbujas, es la flauta.

Ver copas para vino blanco

COMPARTE ESTE CONTENIDO EN TUS REDES SOCIALES